Un lujoso rancho en Valle de Bravo se sumaría a las propiedades de Javier Duarte

internacional.elpais.com Javier Duarte soñó con un retiro tranquilo entre pinos y caballos. El gobernador de Veracruz iba a terminar su Gobierno el próximo 30 de noviembre, entregaría el cargo y se alejaría de los reflectores. Para esto había elegido un bucólico paraje en Valle de Bravo. En esa región boscosa del Estado de México, Duarte presuntamente mandó a construir un lujoso rancho donde pasaría el tiempo acompañado de equinos. Las cosas, sin embargo, no salieron como lo planeaba. El exmandatario, expulsado por el PRI, se encuentra prófugo desde el 20 de octubre, cuando la Fiscalía general giró una orden de aprehensión por delincuencia organizada y operaciones con recursos de procedencia ilícita.


Comentar como: