Los sueldos astronómicos que pueden poner en jaque las series de televisión

Los sueldos astronómicos que pueden poner en jaque las series de televisión

elpais.com David Schwimmer, eternamente conocido como Ross de Friends, fue el primero del icónico elenco a quien comenzaron a lloverle ofertas cinematográficas. Era el momento de pedir una subida de sueldo pero, en vez de tomarse esa libertad, tiró del socialismo de su compañía teatral y lo consultó con sus compañeros. Cada salario era distinto, así que deberían negociar juntos. Si NBC discriminaba a uno, no tendría a ninguno. Al final acabaron con un millón de dólares por media hora. Todavía reciben 20 millones anuales por repeticiones. Fue un cambio de paradigma, pero también una cifra que casi no se repetiría en abierto. Solo el reparto de The Big Bang Theory alcanzó esa cifra redonda antes de recortársela para ayudar a sus compañeras femeninas.


Comentar como: