Sin rencor, a un año del tiroteo en Colegio Americano

Sin rencor, a un año del tiroteo en Colegio Americano

eluniversal.com.mx La alegría de ver por primera vez a un hijo sonreír, dar pequeños pasos y emitir sus primeras palabras no es comparable con el regocijo que experimentó la familia Ramírez González al observar en Luis Fernando un leve movimiento de sus extremidades, un parpadeo, cualquier movimiento por pequeño que fuera, cuando salió del estado de coma después de sufrir un disparo que atravesó su cráneo.


Comentar como: